Menu
CONCIERTOS

Enamora el Conejo Malo a sus fans regios

La noche de ayer la Arena Monterrey recibió una vez más a uno de los iconos de la música urbana, Bad Bunny. Exactamente hace un año el intérprete había pisado el mismo escenario, solo que en esta ocasión con un show completamente diferente para deleite de sus seguidores.

Read more...

Un Enjambre de emociones

Mientras en Monterrey bajaba la temperatura, adentro del Showcenter Complex se percibía calidez, ya que Camilo VII y Enjambre se presentaron el pasado viernes ante el público regiomontano, cabe mencionar que los recibía en un espacio sin butacas para poder bailar, saltar, gritar, ideal para tener esa comunión entre las bandas y sus seguidores.

Read more...

Un Pequeño Jesús en el Río 70.

Little Jesus

El reloj marcaba que faltaban 10 minutos para las once de la noche, las luces se apagaron, siete músicos tomaron el escenario, en las gradas se apreciaba un lleno total, Little Jesús tiene convocatoria en la ciudad, al menos en este tipo de foros como lo es el Rio 70 , tres álbumes de estudio integran la discografía de la banda originaria de la Ciudad de México, en el recinto hace calor, la producción es modesta, una pantalla detrás de los músicos, donde se reflejan imágenes parecidas a un protector de pantalla de Windows y un juego de luces.

Read more...

Adexe y Nau triunfan en su primera vez en Monterrey

Las instalaciones del Auditorio Pabellon M recibieron desde poco antes de las 19:00 horas a todos de los asistentes en su mayoría pequeños entre 6 y 12 años, quienes iban acompañados de sus padres impacientes esperando la llegada del dueto español, las luces aún permanecían encendidas y al unísono el público gritaba “Adexe y Nau” en varias ocasiones esto para alentar la salida de los chicos.

Read more...

Babasónicos, indiscutíblemente actuales

AdrianDargelos

Sábado por la noche, es septiembre y aunque debería reinar el frescor nocturno, nada más alejado, lo que se impone es el clima caluroso en una ciudad ansiosa de pasar una noche de solaz esparcimiento, el Auditorio Río 70, lugar donde se presentara Babasónicos, luce relajado en sus alrededores, solo los ¨viene, viene¨ aparecen de la nada acechando a los automovilistas, que de manera abusiva se apropian de los parquímetros que bordean el recinto,  la tecnología dominante en todos los ámbitos, también se impone en esta actividad, porque en vez de la mítica franela roja, ahora usan la luz del celular para demostrar a los conductores que están entrando en su zona.

El Auditorio Río 70 fue uno de los cines más emblemáticos de la ciudad, sus funciones de matiné los domingos por la mañana eran concurridas por las familias regiomontanas, allá por la decada de los 80's o principios de los 90´s, cuando Monterrey y el mundo eran otros, ahora el recinto se ha especializado en conciertos , conservando la comodidad de las butacas de un cine, además de espacioso y pasillos amplios, la visión hacia el escenario es buena desde cualquier zona del lugar, el sonido no es perfecto, pero es más que aceptable.

Instalado en las confortables butacas del rio 70 , el ambiente era relajado, si expectativa, pero no apasionada, el público de Babasonicos ya es adulto y la mayoría rondaba entre los 30´s y 40´s, en el escenario Monte Casino una banda Oaxaqueña esta sobre el entarimado, receta una dosis de pop, guardando las formas, sin despeinarse ofrecen su música a los fans que llegaron temprano para elegir los mejores lugares, eran casi las 10 de la noche cuando la música ambiental que iba de Gorilaz a The Black Keys entre otros fue silenciada, las luces se apagaron, el griterío se adueñó del lugar y se podía percibir a unas siluetas sobre el escenario que se desplazaban, tomando los instrumentos que instantes antes su staff había tenido a bien colocar en lugares estratégicos.

Babasonicos1

El show de Babasónicos es destacable, una producción de calidad los acompaña en esta gira, un juego de luces que juega un rol determinante en el show, envolviendo a la banda en un halo de misterio, una pantalla detrás, que en gran parte del concierto aparecía con una franja que iba cambiando de color, naranja, azul o blanco y que en gran parte de la velada, solo nos dejaba ver la silueta de los argentinos, a veces la pantalla se inundaba de colores y los rayos de luces de diferentes colores anegaban el antiguo cine.

Jessico fue el álbum que catapultó en popularidad a la agrupación en su país natal y con el que la banda entró en el gusto del público mexicano, un álbum que en su momento editara en este país la disquera del reconocido empresario Jorge Vergara, Suave Records; corría el año 2001 y desde entonces las visitas de los argentinos a México y a Monterrey han sido más que recurrentes.

Babasónicos es una banda que pone énfasis en la lírica de sus canciones, no lo hacen sólo para acompañar la música, no se pierden en el cliché del amor-desamor o temas relleno, usan las letras para demostrar que pueden ser cínicos, irreverentes o provocadores, ayer dieron un recorrido por todas esas facetas y así sonó una versión fortalecida y energética de ¨Sin mi Diablo¨, una versión más popera de ¨Loco¨ o ¨Y que¨ la cual sonó muy apegada a la original por mencionar algunas, fue un repaso por su trayectoria musical, Babásonicos equilibro bien la selección de canciones, hubo para los fans más nostálgicos o los más recientes.

Babasonicos2

Los puntos más altos llegaron con ¨Putita¨, ¨Irresponsables¨, ¨Yegua¨, ¨ Carismático¨, ¨Pendejo¨ o ¨Desfachatados¨, Adrian D´Argelos, su vocalista, es un imán en cuanto a captar las miradas se refiere, carga con gran parte del peso de las presentaciones de la banda, es carismático, arrollador, incansable, mantiene una comunicación con la gente durante toda la velada, como banda suenan con mucha fuerza, como en sus mejores días, gozan de cabal salud.

Al final caras de satisfacción entre el público presente, un concierto con los justos ingredientes para sazonar una noche de rock pampero, resaltar el respeto que tiene Babasónicos por su trayectoria y lo demuestran a través de esa búsqueda constante para no repetirse o auto fusilarse, claro indicio de esto son sus shows, con una producción de calidad, son conciertos no sólo para fans, donde se cuidan hasta los mínimos detalles, están muy lejos de la autocomplacencia o de sentarse en sus laureles y gozar de su zona de confort (saludos a Caifanes), siguen en constante búsqueda y eso después de tantos años de trayectoria es para aplaudirse.

Read more...
Subscribe to this RSS feed