Menu

QUIÉNES SON; UN PROYECTO DE LA CALLE PA LAS CALLES

Por: Federico Aguilera

La primera vez que vi a Chucho Esparza fue en casa del escritor Gerson Gómez, era una fiesta, no recuerdo el motivo, intercambié algunas palabras con él, hablamos de música, de El Haragán de Rockdrigo y otros.

 

Supe entonces que era músico, que tenía su proyecto y un disco llamado Chucherías.

Semanas después en la Pirámide, aquella cantina que me dio tantos amigos y que, como todo lo que huele a viejo en Monterrey es derrumbado (hoy en día es una bodega), vi cómo Chucho se colgaba la guitarra y tocaba los acordes de una canción, la Chava de la Fome, que cuenta la historia de un rocker que se enamora de una chica que gusta del Vallenato.

Fue ahí que empecé a conocer su música, esas letras que cuentan pequeñas historias, con personajes que no se amedrentan ante las dificultades de la vida, todo sucede en el barrio, en la colonia, en las borracheras o el table dance.

Son las cuatro de la tarde el calor es infernal, tiempos de canícula en esta ciudad llena de concreto.

La zona, una de las más populares de la ciudad. La acción se distribuye entre los puesteros, la estación de autobuses, las cantinas. El lugar es ideal para que las canciones de Chucho suenen como banda sonora de esta película.

El destino es la estación del Metro Cuauhtémoc,  espacio que aparte de transportar gente, los domingos, se ha convertido en un sitio para difundir lo que hacen las bandas locales de rock. El público es muy disímbolo, pero la gran mayoría son gente de la tercera edad que van a bailar al ritmo de Old Chiles, banda liderada por Fredy Gálvez y que se encarga de cerrar el cartel cada domingo con canciones clásicas de Rock´n ´Roll .

En este proyecto Chucho, además de dejar su parte solista, arriesga una vez más en su eterna búsqueda de un sonido. 

Lo acompañan en esta aventura Daniel Martínez,  guitarra, banjo y ukulele; Lauro Farfán, en el acordeón y  Adrián, en las percusiones; el nombre elegido para esta banda es Quiénes Son.

La canción elegida para abrir el toquín de hoy  es “Fiesta de Disfraces”; le sigue, “Tengo toda la Noche”. La gente al principio se extraña un poco de las letras de la banda, pero conforme se desarrolla el concierto unos bailan, otros aplauden, otros sonríen.

Ahora suena “El Camino” y el grupo se ve concentrado y aplicado, una línea debajo no vendría mal o el sonido de un pandero.

Es el turno de “Panchito y Virginia”, que cuenta la historia de una  pareja de ancianos que no se rinde ante las adversidades de la vida como todos los personajes de las canciones de Chucho,  ellos aún buscan el amor, como lo dice la letra “El cuerpo se muere mas no las ganas de estar empiernaditos en la cama”.

Hay gente que va de paso no tiene prisa y se queda a ver el espectáculo. Suena el intro de “La Vieja Escuela” algunos se quedan extrañados al escuchar las letras de Quiénes Son.

“Vete Acostumbrando” es la elegida para cerrar. Chucho agradece al público, a los organizadores, y como lo dije antes, no hay mejor combinación que ver a este proyecto tocar en las calles, hasta me  parece ver los personajes de las canciones entre el público, volteo y puedo ver recargados en la pared al chivo y al macana, o allá arriba en las escaleras eléctricas va la niña ñoña y entre andén y andén va la Chava de la Fome empujando a la gente porque es puro Trinche pa´arriba.

Last modified onViernes, 07 Agosto 2015 15:36

Media

back to top